19 January 2015

The imitation game: I’m sorry, Mr Turing!





Dear Mr Turing,

Siento mucho que le tocara revolucionar y salvar una sociedad puritana, homófoba y retrógrada que, paradójicamente, no sólo no supo agradecérselo ni apreciar su genialidad visionaria, sino que lo maltrató, despreció y despedazó brutalmente sin ningún miramiento. 




Siento también que el edicto en el que your Most Gracious Majesty le exoneraba de todos los cargos en su contra llegara 50 vergonzosos e injustificables años más tarde.




Y siento profundamente que el biopic que podría haber dado a conocer, finalmente, su fascinante personalidad y su condición de precursor de la informática moderna al gran público; ese que debería haberle recolocado, por méritos propios, en el lugar histórico que merece, tenga todos los dolorosos defectos del muy inconfundible “toque Weinstein”.




No es justo que su biografía apeste a “eau de formula”, Mr Turing, que no haya asomo de autenticidad en ella. No le vemos a usted, a pesar de que el estupendo actor que lo encarna hace lo que puede con un guión que no se atreve a explorar ninguna de las dos principales tramas paralelas. Y es que ni la interesantísima “Descifrando Enigma”, ni la concerniente a su torturada (y aspergeriana) personalidad y su homosexualidad reprimida son desarrolladas satisfactoriamente. El espectador se queda a medias en todos los aspectos. Ni llega a conocer las entrañas del invento que lo hizo célebre ni consigue escrutar, ni de lejos, los entresijos de su corazón herido.  




La recreación de la época que lo vio nacer es rigurosa y exquisita y siempre es una gozada ver interactuar a ese genial grupo de actores que encarnan a su grupo de allegados, pero todo está narrado de una forma tan impersonal, tan dejá vù, tan políticamente correcta, tan paladeada-dulcificada-moralizada y poco arriesgada que resulta difícil disfrutar de los buenos momentos del film (que los tiene).




Sin ser del todo una mala película, siento mucho que su biografía no cayera en otras manos más creativas, más brillantes y más valientes, más interesadas  en contar su historia que en modificarla y hacerla digerible para contentar (y no inquietar demasiado) al gran público. Pero quiero que sepa que, a pesar de su sesgadísimo y desaprovechadísimo retrato, su figura resulta lo suficientemente atractiva como para que muchos y muchas sintamos la necesidad de conocerle por otros medios o de rendirle un pequeño tributo a nuestra manera.

Atentamente,


Alhy


*


06 January 2015

Mi 2014 en 12 escenas



Recordar tus escenas favoritas del año es como uno de esos juegos de preguntas rápidas en los que tienes que contestar lo primero que se te pasa por la mente. Si el ejercicio se intelectualiza y requiere de tiempo y una ardua reflexión, se pueden rescatar buenas (incluso excelentes) escenas, pero, como diría Richard Gere “no te han llegado al corazón”.

He aquí mi selección de entre las películas estrenadas (y vistas) en pantalla grande durante el 2014, ordenadas sin orden de preferencia.


   1- La batalla en la estación de tren nevada (The Grandmaster)

Aunque el film de Wong Kar-Wai supuso una de las mayores (y primeras) grandes decepciones del año (otro triste desaguisado consecuencia de un montaje incongruente y mutilado), no se le pueden negar instantes de gran belleza visual, de entre los que destaca esta fabulosa pelea en la nieve. En pantalla pequeña pierde casi toda su espectacularidad (una pena), pero en el cine resulta tan deslumbrante y poderosa que es capaz de dejarte, literalmente, pegad@ a la butaca (incluso aunque, como en mi caso, la mayoría de las peleas, generalmente, te produzcan sopor).





    2- Llewyn Davis (Oscar Isaac) cantando The death of Queen Jane  (A propósito de Llewyn Davis)

El brillante retrato del eterno loser con talento que se marcaron los Coen resulta lúcido y desgarrador, y nos ha regalado, no sólo buenas escenas, sino algunos de los mejores momentos musicales del año. Sin embargo, la interpretación dolida y descarnada de The death of queen Jane desnuda al personaje de Llewyn Davis mejor que ninguna otra… y duele mucho más que ninguna otra…




      3- La (emotiva) escena final (Nebraska)

La de Alexander Payne es una historia sencilla y pequeñita, con personajes comunes y problemas universales y fácilmente reconocibles. Sin embargo, posee un final tan enorme, que es capaz de dejarte anudada la garganta durante horas, como si se tratase de una corbata. Si resulta tan difícil de olvidar, ¿será porque estamos, de alguna manera, contemplando nuestro futuro en ella?

Crítica de Nebraska aquí







      
   4- Quicksilver corriendo a cámara lenta por la cocina del pentágono (X-Men: Días del futuro pasado)

A veces el cine es un izquierdazo a nuestra emotividad y/o a nuestro cerebro, y a veces es, simplemente, una irresistible delicia visual muy bien planificada. El film de Bryan Singer se luce en esta imaginativa escena en la que apreciamos, en todo su esplendor, las jugosísimas posibilidades que ofrece la habilidad de uno de los mutantes potencialmente más carismáticos de la saga. Y es que, acostumbrados a lo largo de toda la franquicia a personajes de lo más desaprovechados, si además acompañamos la escena de la muy bien escogida Time in a bottle, el regalazo es doble.




5    
     5 -  “Ya no puedo escalar el muro” (Omar)

A Omar no le cuesta escalar el muro de Cisjordania que separa a Israel de Palestina, una división de hormigón con una extensión de casi 721 kilómetros que llega, casi, a tapar el sol. Y es que al otro lado vive Nadia, su amada. Sin embargo, una serie de dramáticas circunstancias hacen que, de repente, ese muro crezca tanto que llega un momento en el que Omar carece de la fuerza y del empuje necesarios para volver a treparlo. Un anciano le ayuda y el joven, derrotado y con lágrimas en los ojos,  vuelve a intentarlo…





      6- “Musician please take heed” (God help the girl)

Stuart Murdoch intentó que su ambicioso y largamente añorado musical estuviera a la altura de sus composiciones, y aunque es cierto que naufragó en el guión, no es menos cierto que algunos de sus números musicales, a pesar de ser acusados de “simples videoclips hipsteriles interconectados”, no sólo brillaron en pantalla grande, sino que fueron capaces de transmitir la tierna inocencia y el buenrollismo agridulce tan característicos de Belle & Sebastian. Como  muestra este botón. Si no te traslada directamente a tus 20’s, deberías hacértelo mirar…





      7- “If I needed you” (Alabama Monroe)

Aunque esta película belga tenia, de entrada, todos los ingredientes para convertirse en uno de esos dramones flageladores que tanto se me atragantan, resulto ser una de las experiencias más emotivas e intensas que como espectadora he experimentado este año. Mucho tiempo después de su visionado, sigo recordando intensamente algunos de sus fragmentos, y tal vez, de entre todos ellos destaque una escena que radiografía y define a sus dos protagonistas (y sus emociones) mejor que docenas de páginas de guión. Sniff, sniff…

Crítica de Alabama Monroe aquí





      8- “Aprovecha el momento” (Boyhood)

(Spoiler) Carecemos de perspectiva aún para apreciar y valorar el enorme regalo cinematográfico que este año nos ha traído Richard Linklater. Con las expectativas más que cumplidas, sin embargo, no queda más remedio que quitarse el sombrero ante escenas (finales) como esta. Y es que en la vida no se trata de aprovechar el momento, sino de permitir que el momento “se aproveche” de nosotros. Sencillamente, mágica.





      9- Wonderwall (Mommy)

Explicar el porqué de la inclusión de esta escena en mi lista sería un imperdonable spoiler que jamás me perdonaría. Lo único que puedo añadir, es que Mommy, no sólo no está hecha para ser vista en pantalla pequeña, sino que la escena que transcurre a ritmo del famoserrimo tema de Oasis es uno de los momentos visual y emocionalmente más impactantes que he vivido en el cine (y no me refiero únicamente a este año). Que Yoda bendiga a ese genio explorador que es Xavier Dolan por seguir teniendo “Mommy issues” y así regarlarnos películas como esta.






   10- Lo que se esconde tras la puerta del lagarto negro (Magical Girl)

(Spoiler) ¿Una escena que ni siquiera llega a verse puede incluirse en un ranking de las mejores escenas del año? En este caso, la respuesta es un rotundo sí. Lo que ocurre dentro de la puerta del lagarto negro se esconde, únicamente, dentro de la imaginación de cada uno de los espectadores de Magical Girl. Y es tan grande su poder de sugestión y nuestro compromiso con la historia, que esa escena resulta aún más poderosa (y terrorífica) que cualquier fragmento real filmado por Carlos Vermut. Esa es la magia de la chica ídem.

Crítica de Magical Girl aquí






1  11- El discurso de Adam (Sólo los amantes sobreviven)

“I’m sick of it—these zombies, what they’ve done to the world, their fear of their own imaginations”, se lamenta, muy lúcidamente, el vampiro Adam. Y sabemos, automáticamente, que esa frase es de Jim Jarmusch y también nuestra. Y aunque seamos Adams, en el fondo, luchamos por convertirnos en Eve, mantener la “mirada blanca” y ser capaces de maravillarnos, durante muchas vidas, ante un simple insecto o una simple amanita muscaria fuera de estación.



   


     12- La última carta de Theodore (Her)

(Spoiler) Obra maestra y una de las películas de mi vida, eso es el último film de Spike Jonze para la autora de este blog. Y su insuperable final en forma de carta contiene, como el resto del film, alguna escurridiza verdad sobre uno mism@ y el mundo que nos rodea, dolorosamente rebelada por primera vez en nuestro inconsciente. En estado de shock y en estado de esperanza, así nos deja…

Crítica de Her aquí





12 + 1- “I love you all” (Frank)

(Spoiler) Hace poco descubrí esa rarunada maravillosa llamada Frank, y aunque es cierto que aún no he decidido si es una brillantez o una marcianada pretenciosa, no puedo dejar de pensar en ella, lo cual inclina poderosamente la balanza hacia la primera opción y la convierte en una de las películas del año. Escenas divertidas  o dramáticas, surrealistas siempre, se reproducen en mi mente como un tema machacón.  Pero de todas ellas, se impone la última, esa que es desde ya una de las mejores escenas de Michael Fassbender (¡ahí es nada!). Parecía imposible, pero Fassy, we love you more…




Guilty pleasure: La escena del ascensor (Capitán América: El soldado de invierno)

Y si esta lista empezaba con una escena de lucha (tan inusual en mí), acaba con otra escena de lucha, en esta ocasión angustiosamente claustrofóbica. Y lo que en otras manos podría ser una fantasmada/testosteronada insoportable, aquí, capi-centrismos aparte, resulta no solo creíble (dentro de su contexto, of course), sino de lo más disfrutable. Además, sale Chris Evans. ¿Seré la única a la que le gustan los good guys?




*



Películas favoritas del 2014 (en orden de visionado y descartando experiencias festivaleras del año anterior como Dallas Buyers Club, El viento se levanta, etc)







*Inside Llewyn Davis (A propósito de Llewyn Davis)
*Oslo, 31 de agosto (Oslo, 31. August)
*Her
*Alabama Monroe (The Broken Circle Breakdown)
*Ida
*Sólo los amantes sobreviven (Only lovers left alive)
*10.000 km
*Omar
*Boyhood
*Mommy
*Relatos salvajes
*Magical Girl
*20.000 días en la tierra (20.000 days on Earth)
*Frank



 *

01 November 2014

Especial Zinemaldia 62. The best of la Sección Oficial: Loreak




¿De qué va?

La vida de Ane da un giro de 180º cuando semanalmente comienza a recibir de forma anónima un ramo de flores en su casa. Lourdes y Tere, mujeres con las que aparentemente no tiene ningún tipo de vínculo, también se veránn afectadas por misteriosas flores.


Dirigida por

Jose Maria Goenaga y Jon Garaño





Crítica

En una escena clave de Loreak uno de sus personajes revela el secreto para que las flores cortadas duren más tiempo: realizar un corte, una herida, a través de la cual la flor pueda respirar. Irónicamente, la herida alimenta la belleza y la belleza alimenta la herida. Mientras que la protagonista de La elegancia del erizo aseguraba: “Quizá estar vivo sea perseguir instantes que mueren”, las tres protagonistas de Loreak, sin embargo, parecen empeñadas, de alguna manera, en revivir ciertos instantes y sensaciones indefinidamente, postergarlos en el tiempo, aún a riesgo de perderse indefectiblemente en ellos.




Loreak habla, entre otras cosas, de pérdidas, de duelos, de heridas, de incomunicación, del miedo al cambio, de pudores y secretos no confesados, o de la imposibilidad de conocer al 100%, los corazones que tienes al lado. Y lo hace susurrando, sin estridencias, con una sutileza y elegancia que desarman. El triángulo equilátero que forman sus tres mujeres (maravillosamente interpretadas), de entrada, puede parecer demasiado sencillo, demasiado intrascendente, pero su hondura escuece y deja huella (¡ese final!).




Su  fecha de estreno no puede ser casualidad (porque las casualidades no existen). Que nadie se deje llevar por los prejuicios, Loreak es otro afortunado ejemplo de lo universal contado desde lo local (podría haberse hablado en sueco o en japonés en lugar de en euskera y, básicamente, sería la misma). Esta versión cinematográfica de un ramito de violetas (“cada 9 de noviembre, como siempre sin tarjeta”) resulta la anti-8 apellidos vascos. Quien busque topicazos y personajes brutos, secos, parcos y fríos se llevará más de una sorpresa. Loreak es pura elegancia, delicadeza y belleza y no podría tener un título mejor. Que nadie se la pierda.




Anécdota festivalera

Antes incluso de su presentación en el Zinemaldia, el precioso cartel de Loreak ya tenía “club de fans” en las redes sociales. Y es que resultaba imposible pasear a lado del cartel sin echarle un vistazo.



*

20 October 2014

My 100 favorite films of all time/ Mis 100 películas favoritas




¿Tod@ cinéfil@ que se precie tiene clarísimo su top 100 de películas favoritas? Si la respuesta es afirmativa, yo debo ser una excepción. No solo me ha costado horrores elaborar esta lista, sino que me siento culpable y dubitativa por todos los títulos que he tenido que dejar en el tintero.

Cualquier niñ@ de los 80 comprueba, tarde o temprano, que hay una serie de films míticos, que no sólo te marcaron en su esponjil momento, sino que te persiguen irremediablemente durante toda la vida (sí, las películas que pertenecen a los 80 y los 90 las ha elegido mi niña y mi adolescente interior. El resto, supongo que mi friki, mi romántica empedernida y mi psicóloga, entre otras). En fin, pasen y comprueben compatibilidades cinéfilas. 

Ordenadas alfabéticamente:




1)   2001: A space odissey/ 2001: Una odisea en el espacio (Stanley Kubrick, 1968)
2)    2046 (Wong Kar-Wai, 2004)
3)    À bout de soufflé/ Al final de la escapada (Jean-Luc Godard, 1960)
4)    The African Queen/ La reina de África (John Huston, 1951)
5)    The age of innocence/ La edad de la inocencia (Martin Scorsese, 1993)
6)   An american in Paris/ Un americano en Paris (Vincente Minnelli, 1951)
7)    Annie Hall (Woody Allen, 1977)
8)    The apartment/ El apartamento (Billy Wilder, 1960)
9)   Back to the future/ Regreso al futuro (Robert Zemeckis, 1985)
10) The band wagon/ Melodías de Broadway (Vincente Minnelli, 1953)

1


11)  Beauty and the beast/ La bella y la bestia (Gary Trousdale & Kirk Wise, 1991)
12)    Before Sunrise/ Antes de amanecer (Richard Linklater, 1995)
13)    Before Sunset/ Antes del atardecer (Richard Linklater, 2004)
14)    Beginners (Mike Mills, 2010)
15)    Billy Elliot (Stephen Daldry, 2000)
16)    Blade Runner (Ridley Scott, 1982)
17)  Breakfast at Tiffany's/ Desayuno con diamantes (Blake Edwards, 1961)
18) The Breakfast Club/ El club de los cinco (John Hughes, 1985)
19) The bridges of Madison County/ Los puentes de Madison (Clint Eastwood, 1995)
20)   Brief Encounter/ Breve encuentro (David Lean, 1945)
     





21)    A bug’s life/ Bichos (John Lasseter & Andrew Stanton, 1998)
22)    Casablanca (Michael Curtiz, 1942)
23)    Chungking Express (Wong Kar-Wai, 1994)
24)    Dead Poets Society/ El club de los poetas muertos (Peter Weir, 1989)
25)    La double vie de Véronique/ La doble vida de Verónica (Krzysztof Kieslowsk, 1991)
26)    Dr. Strangelove or: How I Learned to Stop Worrying and Love the Bomb/ ¿Teléfono rojo?, volamos hacia Moscú (Stanley Kubrick, 1964)
27)    Ed Wood (Tim Burton, 1994)
28)   Edward Scissorhands/ Eduardo Manostijeras (Tim Burton, 1990)
29)   The Empire strikes back/ El imperio contraataca (Irvin Kershner, 1980)
30) E.T. the Extra-Terrestrial/ E.T., el extraterrestre (Steven Spielberg, 1982)





31) Eternal Sunshine of the spotless mind/ ¡Olvídate de mi! (Michel Gondry, 2004)
32)   Le fabuleux destin d'Amélie Poulain/ Amélie (Jean-Pierre Jeunet, 2001)
33)  The Fabulous Baker Boys/ Los fabulosos Baker Boys (Steve Kloves, 1989)
34)   The Fall/ The Fall. El sueño de Alexandria (Tarsem Singh, 2006)
35)   Forrest Gump (Robert Zemeckis, 1994)
36) The Fox and the Hound/ Tod y Toby (Art Stevens, Ted Berman & Richard Rich, 1981)
37)   Gone with the wind/ Lo que el viento se llevó (Victor Fleming, 1939)
38)   Groundhog Day/ Atrapado en el tiempo (Harold Ramis, 1993)
39)   Hannah and her sisters/ Hannah y sus hermanas (Woody Allen, 1986)
40) Harry Potter and the prisoner of Azkaban/ Harry Potter y el prisionero de Azkaban (Alfonso Cuarón, 2004)





41)    Her (Spike Jonze, 2013)
42)    High Fidelity/ Alta Fidelidad (Stephen Frears, 2000)
43)    The Hours/ Las horas (Stephen Daldry, 2002)
44)   Husbands and Wives/ Maridos y mujeres (Woody Allen, 1992)
45)   In the mood for love/ Deseando amar (Wong Kar-Wai, 2000)
46)  Indiana Jones and the Last Crusade/ Indiana Jones y la última cruzada (Steven Spielberg, 1989)
47)   It happened one night/ Sucedió una noche (Frank Capra, 1934)
48)  Lady and the tramp/ La dama y el vagabundo (Clyde Geronimi, Wilfred Jackson & Hamilton Luske, 1955)
49)   The litte mermaid/ La sirenita (Ron Clement & John Musker, 1989)
50) The Lord of the Rings: The Return of the King/El señor de los anillos: El retorno del rey (Peter Jackson, 2003)





51)    Lost in translation (Sofia Coppola, 2003)
52)    Magnolia (Paul Thomas Anderson, 1999)
53)    Manhattan (Woody Allen, 1979)
54) The Matrix/ Matrix (Andy Wachowski & Lana Wachowski, 1999)
55)    Memento (Christopher Nolan, 2000)
56)    Metropolis (Fritz Lang, 1927)
57)    Million Dollar Baby (Clint Eastwood, 2004)
58)    Moonrise Kingdom (Wes Anderson, 2012)
59)    Moulin Rouge (Baz Luhrmann, 2001)
60)  Mr. Nobody/ Las vidas posibles de Mr. Nobody (Jaco Van Dormael, 2009)




61)    My own private Idaho/ Mi Idaho privado (Gus Van Sant, 1991)
62)    The Navigator/ El Navegante (Buster Keaton & Donald Crisp, 1924)
63)    The night of the hunter/ La noche del cazador (Charles Laughton, 1955)
64)    The Nightmare Before Christmas/ Pesadilla antes de Navidad (Tim Burton, 1993)
65)    Ninotchka (Ernst Lubitsch, 1939)
66)    Notorious/ Encadenados (Alfred Hitchcock, 1946)
67)    Once (John Carney, 2006)
68)    The Philadelphia Story/ Historias de Filadelfia (George Cukor, 1940)
69)    The Princess Bride/ La princesa prometida (Rob Reiner, 1987)
70)  Pulp Fiction (Quentin Tarantino, 1994)




71)    The Purple Rose of Cairo/ La rosa púrpura del Cairo (Woody Allen, 1985)
72)    Radio Days/ Días de radio (Woody Allen, 1987)
73)    Raiders of the Lost Ark/ En busca del arca perdida (Steven Spielberg, 1981)
74)    Rain Man (Barry Levinson, 1988)
75)    Ratatouille (Brad Bird, 2007)
76)    Rebecca (Alfred Hitchcock, 1940)
77)    Return of the Jedi/ El retorno del Jedi (Richard Marquand, 1983)
78)    Roman Holiday/ Vacaciones en Roma (William Wyler, 1953)
79)    Les roseaux sauvages/ Los juncos salvajes (André Téchiné, 1994)
80)  The Royal Tenenbaums/ Los Tenenbaums: Una familia de genios (Wes Anderson, 2001)




81)    Sabrina (Billy Wilder, 1954)
82)    Schindler’s list/ La lista de Schindler (Steven Spielberg, 1993)
83)    The Shawshank Redemption/ Cadena Perpetua (Frank Darabont, 1994)
84)  Singin’ in the rain/ Cantando bajo la lluvia (Stanley Donen & Gene Kelly, 1952)
85)    Some like it hot/ Con faldas y a lo loco (Billy Wilder, 1959)
86)    Star Wars/ La Guerra de las galaxias (George Lucas, 1977)
87)    Terminator 2: Judgment Day/ Terminator 2: el juicio final (James Cameron, 1991)
88)    Things I never told you/ Cosas que nunca te dije (Isabel Coixet, 1996)
89)    To be or not to be/ Ser o no ser (Ernst Lubitsch, 1942)
90) Toy Story 2 (Lee Unkrich, John Lasseter & Ash Brannon, 1999)




91)    Trois Couleurs: Rouge/ Tres colores: Rojo (Krzysztof Kieslowski, 1994)
92)    The Truman Show/ El show de Truman (Peter Weir, 1998)
93)    Two for the road/ Dos en la carretera (Stanley Donen, 1967)
94)    Vertigo/ Vértigo (De entre los muertos), (Alfred Hitchcock, 1958)
95)    The Virgin Suicides/Las vírgenes suicidas (Sofia Coppola, 1999)
96)    Wall·E (Andrew Stanton, 2008)
97)    West Side Story (Robert Wise, 1961)
98)    When Harry met Sally/ Cuando Harry encontró a Sally (Rob Reiner, 1989)
99)    Willow (Ron Howard, 1988)
100) The wizard of Oz/ El mago de Oz (Victor Fleming, 1939)


Podrían haber estado aquí, pero las vi hace mucho tiempo y necesito revisarlas:

Double Indemnity (Perdición), Fight Club (El club de la lucha) y Ball of Fire (Bola de fuego).

Me ha dolido dejar fuera:

Life of Brian, Ghostbusters, Beautiful Girls, Toy Story 3 (aunque creo que la acabaré incluyendo), Los amantes del círculo polar, The dark night y Everyone says I love you (Todos dicen I love you), entre otras L



*

Related Posts with Thumbnails